La oración de Jabes

la oracion de jabes

La oración de Jabes es una lección de esperanza y de fe, es un ejemplo a seguir de cómo hacer una oración. Además es una forma de aprender a buscar y esperar la voluntad de Dios que es lo mejor que puede pasar en la vida de todos.

Esta oración es una súplica que hace Jabes para que lo protegiese del dolor que su nombre recordaba y predecía. Esta oración encierra cuatro peticiones urgentes que este hombre desde lo más profundo de su ser le hacía a Dios.

Índice

    ¿Quién fue Jabes?

    Jabes fue un hombre ilustre, honrado y tenía una buena relación con Dios, la madre le coloco ese nombre por lo que padeció mientras daba a luz. Porque Jabes significa hacedor de tristeza o doloroso.

    Este hombre en un principio no pertenecía a Dios, por ser descendiente del Ceneo y después pasó a formar parte de la tribu de Judá. Vivió toda su vida temeroso de su nombre por ello le oró a Dios para que lo protegiera y este le concedió su ruego.

    ¿Cuál es el significado de la oración de Jabes?

    jabes versiculos

    La oración de Jabes se divide en varias partes y cada una de ellas tiene un significado, que es el siguiente:

    Oh si me dieras la bendición

    Jabes con esta frase le pide a Dios que le dé la bendición de Dios, reconociendo que es el origen de toda bendición, además le pide a Dios Su gracia.

    Y ensancharas mi territorio

    Jabes oraba para que Dios extendiera su espacio, también para que le diera la prosperidad y la victoria en todo lo que ponía sus esfuerzos. Suplicaba para que su vida fuese marcada por la multiplicación.

    Y si tu mano estuviera conmigo

    La presencia de Dios es lo más importante para Jabes en su vida, por eso pide que lo guíe y le dé sus fuerzas. Además que esté presente en todo lo que hace en su vida diaria.

    Y me libraras de mal

    Jabes le pide a Dios que lo proteja de todo mal y peligro que lo aceche, porque lo ve como su defensor y confía en él.

    Para que no me cause dolor o para que no me dañen

    Lo que quería Jabes con su oración era vivir sin dolor y era eso lo único que le pedía a Dios que no le causarán dolor.

    Y Dios le otorgó lo que pidió

    Lo último que se supo de Jabes es que Dios lo escuchó y le respondió su oración, concediéndole la bendición que con tanta fe pedía.

    ¿Cuál es la enseñanza de la oración de Jabes?

    La oración nos enseña que se debe pedir con humildad y desde el corazón para que Dios desde su infinita bondad nos escuche. También enseña que siempre se debe buscar la ayuda de Dios y más en tiempo de dificultad o cuando no se sabe qué hacer.

    Esta oración nos enseña que debemos pedirle a Dios que nos dé fuerza para soportar todas las pruebas que se nos presentan en la vida.

    5/5 - (10 votos)

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Usamos cookies para mejorar la experiencia de todos los usuarios en nuestra web. Puedes leer cuando quieras nuestra política de cookies