Historia de La Salvación por etapas basadas en La Biblia

historia de la salvacion

La historia de la Salvación es una sucesión de hechos que describe parte de la entrada de Dios al mundo. Una llegada inminente marcada por el deseo de Nuestro Padre de darle un fin a nuestro propósito, llegar a su reino.

Hablar de la salvación entre cristianos es un tema de mucha importancia y significado espiritual que todos deben conocer. Es una meta y un objetivo que modifican nuestro estilo de vida para cumplir la voluntad de Dios.

Pero, ¿de dónde provienen estas ideas?, la palabra nos tiene todas las respuestas.

Índice

    ¿De dónde proviene la historia de la salvación?

    La palabra de Dios manifestada por la Biblia, recoge todos los aspectos claves de la historia de la salvación. Establece una noción de alianza en donde sería Nuestro Creador quien elegiría a Israel como su pueblo.

    Todos los acontecimientos que vivió esta nación fueron una consecuencia de su selección como emisores de su misión divina. Creando una conciencia que permite identidad Israel como un medio de interpretación para entender las claves de la salvación.

    Lo que inició como un pequeño pueblo, fue el principal escenario ejecutor de las acciones maravillosas de la salvación. Consolidando y reinterpretando la promesa que Dios le haría a Abraham “Yo seré tu Dios, tú serás mi pueblo”.

    Etapas de la historia de la salvación

    La preparación de esta historia comienza de la mano de Dios, siendo él quien desea la salvación de todos los hombres. No obstante, desde nuestros orígenes hemos estado tentados a caer en las tentaciones de la carne.

    La elección de un pueblo de Dios

    Dios elegiría a los patriarcas porque estaba en la búsqueda de reagrupar a todo un pueblo que se encontraba dividido por los pecados. Es aquí donde Abraham, Jacob e Isaac serían los primeros portadores de las promesas divinas.

    El pueblo liberado y formado

    Todos los descendientes de los patriarcas se encontrarían en Egipto, sometidos por la esclavitud y opresión. Sin embargo, sería el mismo Dios, a través de Moisés, quien liberaría a su pueblo y los guiaría por el desierto.

    El pueblo que vive bajo la alianza

    Fue gracias a Josué que existieron los primeros momentos de fidelidad hacia Dios dentro de su pueblo. No obstante, cada vez más profetas se separaron de las enseñanzas de Nuestro Creador y fueron castigados con el exilio.

    El pueblo que viva bajo la esperanza de una nueva alianza

    Dios vuelve a mostrar su misericordia y le regresa a su pueblo las tierras que ya se daban por perdidas. Un nuevo brillo de esperanza azotaba a una tierra tan castigada por los pecados del hombre.

    La consolidación de un pueblo bajo la nueva alianza

    Para este momento Dios dejaría entre los hombres a su hijo elegido, un mesías que afianzaba la plenitud de aquellos tiempos. Jesús había nacido para cumplir todas las promesas que Nuestro Padre deposita en el Antiguo Testamento.

    Con la llegada y presencia de Jesús, la historia de la Salvación se encontraba en su punto más fuerte.

    5/5 - (16 votos)
    1. Luciana dice:

      Muchas gracias. Me ha servido de mucho.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Usamos cookies para mejorar la experiencia de todos los usuarios en nuestra web. Puedes leer cuando quieras nuestra política de cookies